Los permisos retribuidos

Un permiso retribuido es el derecho que tiene un trabajador a ausentarse del puesto de trabajo ante determinadas causas durante un tiempo determinado sin que se le pueda descontar nada del salario.

El Estatuto de los Trabajadores regula las causas y duración de los principales permisos retribuidos en el artículo 37.

No obstante, hay que tener en cuenta que esta regulación es un derecho mínimo, es decir, a través del contrato de trabajo o el convenio colectivo se puede aumentar el derecho en cuanto a los días que se puede disfrutar de permiso retribuido, así como establecer nuevas causas por las que el trabajador puede tener derecho a permisos retribuidos.

Por todo ello, es de vital importancia revisar el convenio colectivo ya que éste colectivo sólo puede mejorar y nunca empeorar los derechos de los trabajadores en los permisos retribuidos.

Tras las últimas reformas laborales del año 2019, ha desaparecido el permiso retribuido por nacimiento que existía hasta ahora. Se ha eliminado, pero a su vez se ha aumentado el permiso de paternidad.

La hospitalización, o fallecimiento de un familiar de hasta segundo grado

El artículo 37 del Estatuto indica que el trabajador, previo aviso y justificación, podrá ausentarse del trabajo, con derecho a remuneración, por alguno de los motivos y por el tiempo siguiente:

 Dos días por el fallecimiento, accidente o enfermedad graves, hospitalización o intervención quirúrgica sin hospitalización que precise reposo domiciliario, de parientes hasta el segundo grado de consanguinidad o afinidad. Cuando con tal motivo la persona trabajadora necesite hacer un desplazamiento al efecto, el plazo será de cuatro días.

En consecuencia, y de manera esquemática, el trabajador tiene derecho a un permiso en los siguientes supuestos:

  1. Fallecimiento de un familiar de hasta segundo grado de consanguinidad o afinidad.
  2. Accidente o enfermedad graves, hospitalización o intervención quirúrgica sin hospitalización que precise reposo domiciliario, de parientes hasta el segundo grado de consanguinidad o afinidad.

¿Cuántos días tengo derecho?

Si no es necesario el desplazamiento, el estatuto indica que se tiene derecho a dos días de permiso. En caso de que sea necesario el desplazamiento, el plazo será de cuatro días.

La consideración de cuando es necesario el desplazamiento es un hecho controvertido en la jurisprudencia, pero se ha considerado desplazamiento cuando el trayecto supera los 200 kilómetros en una sentencia del supremo del año 2012 (link a sentencia). También habría que valorar cada caso de manera particular y las posibilidades de transporte.

¿Y si hospitalizan varias veces al familiar?

Esta situación es discutible ya que el estatuto no lo aclara, y no existe una jurisprudencia consolidada.

En cualquier caso, si el estatuto, no indicada nada se debería considerar que sucesivas operaciones, aun por el mismo hecho causante, se debería tener derecho a diferentes permisos.

Así lo considera la sentencia del TSj de Aragón de fecha de 6 de marzo del año 2000 que considera que por sucesivas operaciones a un familiar, se tienen sucesivos permisos retribuidos.

No obstante, esto podría tener excepciones, por ejemplo, diversas operaciones dentro de la misma hospitalización.

¿Cuándo comienza a computar los días?

El estatuto no específica nada, pero la última jurisprudencia al respecto considera que los permisos retribuidos han de disfrutarse en días hábiles y no naturales, y en consecuencia, no es necesario disfrutarlo el mismo día de la hospitalización.

Por ejemplo, la sentencia de la Audiencia Nacional de junio de 2018 relativo al Convenio Colectivo de Grandes Almacenes (que puedes encontrar en este enlace) establece que los permisos retribuidos deben de comenzar un día hábil, y de la misma manera, para computar los días de permiso sólo contarán los días en los que se tenga que trabajar.

¿Cuándo tengo que disfrutarlos?

Como en las cuestiones anteriores, el Estatuto no establece nada por lo que ha sido la jurisprudencia la que va determinando cuando se pueden comenzar a disfrutar el permiso.

Hasta hace poco, la jurisprudencia con carácter general, y sin perjuicio de un posible acuerdo con el empresario, establecía que los días se deben de disfrutar en el momento del hecho causante, y no se puede coger posteriormente.

Sin embargo, existe una importante sentencia del Tribunal Supremo (que puedes consultar en este enlaceque interpreta el convenio colectivo de Contact Center estableciendo que el permiso por hospitalización, nacimiento de hijo o fallecimiento de un familiar se debe contar desde el primer día laborable, es decir, que si hospitalizan un sábado y la jornada empieza el lunes, empezara este día -y no el sábado- el disfrute del permiso retribuido.

Además, y en relación con lo anterior, la jurisprudencia también ha permitido que un trabajador no tenga que coger los días de permiso de manera inmediata, por ejemplo en caso de una hospitalización prolongada de un familiar, y pueda cogerlos mientras dure la hospitalización. Ahora bien, salvo que el convenio indique otra cosa, deben disfrutarse de manera consecutiva.

¿Qué salario debo percibir los días de permiso?

El sueldo no debería de sufrir ninguna modificación, y el trabajador debe cobrar su sueldo íntegro como si acudiese al trabajo.

Es decir, en la nómina deben incluirse todos los conceptos retributivos que el trabajador hubiera percibido si hubiese trabajado. En estos conceptos se deben de incluir complementos de calidad o cantidad, plus transporte, nocturnidad o incluso horas extras si éstas son realizadas con carácter habitual.

Como excepción, los tribunales han entendido que puede eliminarse de la retribución de dichos días algunos complementos no salariales, que no retribuyen el trabajo, sino que tienen un componente de indemnización como consecuencia de ir a trabajador que no es perceptivo toda vez que no se ha acudido de manera efectiva al trabajo como puede ser el plus de días festivos.

¿Qué puedo hacer si la empresa me los deniega?

Tendrás que demandar a la empresa para que se te conceda el derecho. Puede ser arriesgado coger los días sin la autorización de la empresa, ya que podrían sancionarte por ello.

La Sentencia del Tribunal Superior de Justicia del País Vasco de 25 de octubre de 2016 considera adecuada y procedente una sanción de siete días a un trabajador que solicito el permiso para sábado y domingo, cuando la hospitalización del familiar había ocurrido el viernes, y, por tanto, en consideración de la empresa los días de permiso eran sólo viernes y sábado. Es decir, aunque se tenga derecho a ello, no es recomendable coger de manera unilateral por el trabajador.

Probablemente cuando se celebre el juicio ya habrá pasado el hecho causante y no tiene sentido coger los días de permiso, en consecuencia, deberás solicitar una indemnización de daños y perjuicios.

¿Qué preaviso tengo que cumplir?

El Estatuto obliga a cumplir un preaviso con una antelación razonable atendiendo a las circunstancias del caso, entendiendo como tal, el posible en relación con las circunstancias del caso y el conocimiento que se tenga del hecho de manera anticipada.

Por ejemplo, es imposible saber si algún familiar va a sufrir un accidente, pero a lo mejor es posible saber con antelación una operación programada.

Si el convenio no indica nada, siempre establecería como mínimo, cuando fuera posible, un preaviso de 15 días.

El permiso retribuido por nacimiento

Como hemos indicado al principio de este artículo. Desde abril de 2019, el permiso por nacimiento de un hijo ha sido eliminado del Estatuto de los Trabajadores.

En consecuencia, ahora mismo sólo se tendrá derecho al mismo si lo recoge el Convenio Colectivo, y aun así es discutible. Algunas sentencias consideran que también se pierde el derecho al permiso aunque lo indique el convenio, y otras establecen lo contrario.

Por ejemplo, la STSJ País Vasco, de 16 de julio de 2019 establece que los días de permiso recogidos en el convenio colectivo desaparecen al regularse un derecho de paternidad más amplio. Sin embargo, la Sentencia de la Audiencia Nacional de 29 de noviembre de 2019 no considera que se pierdan, aunque cuestión diferente será como se disfrutan.