Concepto del periodo de prueba

En virtud del artículo 14 del Estatuto de los Trabajadores. el periodo de prueba es el tiempo pactado, entre el empresario y el trabajador, durante el cual, cualquiera de las dos partes, puede resolver el contrato sin alegar justa causa, ni preavisar, sin necesidad de indemnización alguna y sin necesidad de cumplimentar ningún requisito formal de comunicación del cese.

Para que exista un periodo de prueba válido, debe de haberse recogido en el contrato de trabajo de forma expresa.

El periodo de prueba faculta al empresaria para extinguir la relación laboral independientemente de la situación del trabajador siempre que se haya recogido por escrito y no supere el tiempo establecido en el convenio colectivo.

Una reciente Sentencia el Tribunal Constitucional considero adecuado el despido de una embaraza en periodo de prueba, no obstante la sentencia indica que sería vulnerar sus derechos fundamentales si la decisión empresarial es una reacción al embarazo de una trabajadora, y en dicho caso no sería legal, pero ese extremo hay que acreditarlo.

En el caso de romper la relación laboral durante el periodo de prueba, las partes no se deben entre sí indemnización alguna, salvo pacto en contrario.

Forma

El pacto de prueba se debe de realizar por escrito y en el momento de la firma del contrato. En caso de inexistencia del periodo de prueba en el contrato se considerará que no existe tal periodo.

Necesidad de preaviso

Como hemos comentado al inicio de este artículo, no es necesario el preaviso en este tipo de extinción de la relación laboral.

Duración

La duración del mismo es la pactada en contrato, sin que pueda superar los límites establecidos en el convenio colectivo aplicable.
En defecto de pacto en convenio, la duración del periodo de prueba no podrá exceder de seis meses para los técnicos titulados, ni de dos meses para los demás trabajadores. En las empresas de menos de veinticinco trabajadores el periodo de prueba no podrá exceder de tres meses para los trabajadores que no sean técnicos titulados.
En el supuesto de los contratos temporales de duración determinada -obra o eventual por circunstancias de la producción-concertados por tiempo no superior a seis meses, el periodo de prueba no podrá exceder de un mes, salvo que se disponga otra cosa en convenio colectivo.
Por último, el Real Decreto-Ley 3/2012 y la posterior Ley 3/2012 han creado el contrato de trabajo por tiempo indefinido de apoyo a los emprendedores, que posee como característica fundamental la existencia de un período de prueba de un año. En esta entrada ampliamos la información sobre este periodo de prueba.

Periodo de prueba durante un contrato de trabajo en prácticas

Salvo lo dispuesto en convenio colectivo, el período de prueba no podrá ser superior a un mes para los contratos en prácticas celebrados con trabajadores que estén en posesión de título de grado medio o de certificado de profesionalidad de nivel 1 o 2, ni a dos meses para los contratos en prácticas celebrados con trabajadores que están en posesión de título de grado superior o de certificado de profesionalidad de nivel 3.

Interrupción del periodo de prueba

Las situaciones de incapacidad temporal, maternidad, y adopción o acogimiento, que afecten al trabajador durante el período de prueba, interrumpen el cómputo del mismo siempre que se produzca acuerdo entre ambas partes.

Finalidad

El periodo de prueba tiene por objeto conocer las aptitudes profesionales del trabajador. En este sentido, el empresario, una vez transcurrido el plazo del periodo de prueba, no podrá alegar la ineptitud del trabajador. Por otro lado también sirve, como ha declarado el Tribunal Constitucional, para el conocimiento mutuo de las partes en el aspecto personal y humano.

Por todo ello el artículo 14 del Estatuto de los Trabajadores establece que será nulo el pacto que establezca un período de prueba cuando el trabajador haya ya desempeñado las mismas funciones con anterioridad en la empresa, bajo cualquier modalidad de contratación.

Efectos

Los derechos del trabajador son los mismo que cualquier otro empleado. Una vez trasncurrido el período de prueba sin que se haya producido el desistimiento, el contrato producirá plenos efectos, computándose el tiempo de los servicios prestados en la antigüedad del trabajador en la empresa.

Nulidad

El período de prueba se considera nulo y por lo tanto, la extinción del contrato por esta causa improcedente, cuando:

  • La duración del mismo exceda de los límites permitidos.
  • No se haya recogido por escrito.
  • La relación laboral se inicia verbalmente y se fije por escrito con posterioridad al inicio de la prestación del servicio.
  • El trabajador haya realizado anteriormente las mismas funciones para la empresa, independientemente de la modalidad contractual utilizada en ese período, incluso cuando, sin solución de continuidad, pase de una empresa de trabajo temporal a la empresa usuaria.

Plazo para demandar

El plazo para presentar demanda, en caso de desacuerdo con la cesación del contrato por no superación del período de prueba, es de, al igual que en caso de despido, 20 días hábiles desde la fecha de efectos de la extinción de la relación laboral.

Posibilidad de cobrar el paro

El trabajador que finalice la relación laboral por un periodo de prueba no superado a instancia del empresario, tendrá derecho a prestación por desempleo siempre que la relación laboral anterior:

  1. Se haya extinguido hace más de tres meses.
  2. En caso de no transcurra ese tiempo, la extinción haya sido por un causa no imputable al trabajador, esto es, un despido o una finalización de contrato. En sentido contrario, no se podrá solicitar si el anterior empleo había finalizado por baja voluntaria.