Incapacidad temporal por enfermedad común.

En esta entrada le enseñaremos a realizar los cálculos necesarios para obtener el salario a percibir en caso de incapacidad temporal por enfermedad común o accidente no laboral.

Para el cálculo del importe de la baja, hay que tener siempre en cuenta la base de cotización de contingencias comunes del mes anterior, esta te aparecerá en la parte de abajo de la nómina, fijaros bien, no debéis confundirlo con el salario que percibís.

Además, es muy importante, antes de calcular el importe, analizar el convenio colectivo aplicable, ya que algunos convenios complementan la incapacidad temporal.

Lo normal es que cobres menos durante la incapacidad temporal, a no ser que el convenio colectivo complemente el importe de la incapacidad. En dicho caso, la diferencia con tu salario habitual no será grande y en algunos casos ni existirá, ya que en algunos convenios se complementa el 100% del salario durante la incapacidad temporal desde el primer día.

Una vez precisado esto, realizaremos los cálculos para una persona cuyo convenio colectivo no le complementa la incapacidad temporal (IT).

Entregar los partes de alta y baja a la empresa

Una obligación del trabajador es entregar los partes baja, confirmación y alta a la empresa. En esta entrada te explicamos como hacerlo.

En caso de que no lo hagas podrás ser sancionado, incluso con el despido disciplinario.

Derecho a recibir la prestación por incapacidad temporal

Para poder tener derecho a prestación durante el tiempo que se esté de baja por enfermedad común, esto no es aplicable a accidente de trabajo o enfermedad profesional, es necesario tener cubierto un período de cotización mínimo de 180 días dentro de los 5 años inmediatamente anteriores al hecho causante. En el caso de trabajadores a tiempo parcial, existen unas especiales explicadas más adelante.

Por otro lado, si en tu caso se trata de un accidente laboral o una enfermedad profesional en esta entrada explicamos el salario que te corresponde.

Cómo se calcula el importe a percibir en una incapacidad temporal.

Tomamos la base de contingencias comunes del mes anterior, y la dividimos entre el número de días que estuvo de alta, si es una nómina mensual la dividiremos entre 30.

Una vez tenemos el salario día, esto es lo que vas a percibir:

  1. Los tres primeros días no vas a recibir nada.
  2. Del cuarto al vigésimo se te abonará el 60%. Aunque el abono siempre te lo realice la empresa, a partir del decimosexto día tu salario corre a cargo de la Seguridad Social. Es decir, que la empresa reclamará el salario abonado a la Seguridad Social.
  3. A partir del vigésimo primero se te abonará el 75%. de tu base reguladora

Todas estas cantidades pueden ser mejoradas por el convenio colectivo. Además, recuerda que el plazo para realizar reclamaciones de salarios a la empresa es de un año en caso de que no cumplan lo indicado en el convenio.

Ejemplo

Un trabajador que tiene un base de cotización de 1.340,54 €, ha estado de baja 22 días y el convenio que le es de aplicación no complementa la IT.

  • Salario Base 1.340,54 €/mes
  • Al ser nómina mensual lo dividimos entre 30 días. 1.340,54/30 días = 44,68 €/día

Detalle de los 22 días de baja.

  1. Los tres primeros días se perciben 0 €.
  2. Del 4º al 15º, es decir 12 días, se percibe el 60% a cargo de la empresa
    • Cáculos necesarios: 44,68*60%*12días = 321,73 €
  3. Del 16º al 20º, es decir 5 días, se percibe el 60% a cargo de la SS
    • Cálculos necesarios 44,68*60%*5 días = 134,05 €
  4. Del 21º al 22º, es decir 2 días, se percibe el 75% a cargo de la SS
    • Cálculos necesarios 44,68*75%*2días = 53,62 €

En total se percibe 509,41 €, como resultado de la suma de 321.73 + 134.05 + 53.62 €.

Está cantidad es en bruto, por lo que tendrá las mismas retenciones que la nomina de un mes sin incapacidad temporal.

Particularidades en la cobertura de los trabajadores contratados a tiempo parcial

Los trabajadores a tiempo parcial tienen las siguientes diferencias:

  1. En cuanto a la base reguladora, ésta se calcula cogiendo la media de las bases de cotización en la empresa durante los 3 meses inmediatamente anteriores a la fecha del hecho causante entre el número de días efectivamente trabajados.
  2. Para acreditar el periodo de cotización de 180 días en los últimos cinco años se computan exclusivamente las cotizaciones efectuadas en función de las horas trabajadas, tanto ordinarias como complementarias, calculando su equivalencia en días teóricos de cotización. Por lo tanto, para acreditar la cotización de los 180 días se incrementará en la misma proporción en que se reduzca la jornada efectivamente realizada respecto a la jornada habitual.

La paga extra y la incapacidad temporal

La respuesta corta a esta cuestión es que el trabajador no recibirá las pagas extraordinarias en los periodos de incapacidad como las recibe normalmente, por que ya están siendo abonadas en el  salario recibido durante la incapacidad.

Durante la incapacidad temporal, el salario que recibe el trabajador se hace sobre la base de contingencias comunes, que tiene las pagas extraordinarias prorrateadas, por lo que en consecuencia, durante la incapacidad temporal, el trabajador percibe las pagas extraordinarias prorrateadas.

Por ello, se debe descontar de la paga extraordinaria el tiempo que se ha estado de baja por incapacidad temporal.

Las pagas extras de navidad y verano, se generan en el semestre/año anterior, por lo tanto el trabajador tendrá derecho a la paga extra en proporción al trabajo efectivo realizado durante dicho semestre/año.

A modo de ejemplo, si un trabajador ha permanecido de baja desde julio hasta diciembre, tendrá derecho a la mitad de la paga extra de navidad, si es que ésta se genera anualmente (lo indica el convenio colectivo si se genera anual o semestralmente).

Generar vacaciones durante la Incapacidad temporal

Por otro lado según ha indicado la jurisprudencia, tanto en sentencia de la Audiencia Nacional como del Tribunal de Justicia de la Unión Europea, los períodos de IT no tienen ninguna incidencia en los períodos de vacaciones del trabajador.

Es decir, el trabajador si que genera el derecho a vacaciones aunque se encuentre de baja por incapacidad temporal, y esto es debido a su especial protección.

Es por ello, por lo que sin un trabajador en su periodo de vacaciones se encontrara en situación de incapacidad temporal, está circunstancia interrumpe su disfrute de vacaciones y lo reanudaría una vez finalizado dicho periodo. Por tanto, y visto desde otro punto de vista, un trabajador no podrá iniciar su periodo de vacaciones si se encuentra de baja por incapacidad temporal.

¿Me pueden despedir estando de baja?

La respuesta es afirmativa, en casi todos los casos.

Salvo que el trabajador se encuentre en situación de especial protección como puede ser un embarazo, o reducción de jornada, el trabajador podrá ser despedido. La indemnización dependerá de la causa que pueda acreditar la empresa. En esta entrada tienes toda la información.

También te puede interesar…